Consejos para pasar un buen día en la playa

By Category: Consejos, Recetas Comments: No comment Tags: , , ,

Consejos para pasar un buen día en la playa

La Habitación Saludable, Nutrición

 

Comienza la temporada de pasarnos el día tirados en la playa o la piscina, y con ellos los excesos. ¿Sabías que en tan solo un par de semanas puedes echar por tierra todo el buen trabajo hecho durante el curso? No te preocupes, te traemos una serie de consejos que harán que evites comer mal.

Antes de empezar… ¿HAS ECHADO LA CREMA PROTECTORA? No te la olvides, que si no tu madre te dará un capón.

 

1. Trae comida de casa en una nevera

Llevar la comida de casa siempre va a ser la mejor garantía de que vamos a comer bien y a minimizar los excesos.

Piensa que una vez allí hará mucho calor y, por tanto, deberás llevarla en un a nevera o bolsa térmica para evitar intoxicaciones alimentarias.

Algunas notas importantes:

  • Evita llevar alimentos crudos o poco cocinados, especialmente con huevo. Aunque te guste la tortilla de patatas poco cuajada… a la playa debes llevarla muy hecha! Nada de mayonesas caseras!
  • Si llevas alimentos crudos para una barbacoa, etc… Tendrás que aislarlos bien envueltos o en un tupper bien cerrado.
  • Conserva los alimentos en la nevera de casa hasta el momento d salir para minimizar el tiempo que pasarán ‘de viaje’.
  • Si llevas conservas o productos untables, que estén sin empezar.
  • Si utilizas hielo para enfriar tu nevera, recuerda ponerlo en bolsas para que no llegue a la comida y pueda contaminarla.
  • NUNCA dejes tu nevera al sol.

 

2. Prepara snacks saludables

Recuerda que es importante comer algo cada 2-3 horas y que si nos aseguramos de tener a mano un ‘picoteo‘ saludable, evitaremos caer en la tentación de comprar otras cosas cargadas de grasas saturas, sal y/o azúcar.

Si te gusta el hummus, este puede ser una opción para comer con bastoncitos de zanahoria, pepino, pimiento rojo… También puedes llevar, banderillas de encurtidos, fruta, frutos secos, pasas…

 

3. Bebe agua principalmente

Está bien, estás de vacaciones y seguro que cae alguna bebida que no sea agua, lo sabemos, pero acuérdate de beber agua. Es importante que mantengamos un nivel adecuado de hidratación, y NADA HIDRATA COMO EL AGUA.

 

4. Si vas al chiringuito…

Si al final sucumbes al chiringuito y comes o picoteas algo allí… procura evitar los fritos y elegir carne o pescado a la plancha o brasa siempre que puedas. Los espetos de sardina son una buenísima opción y hay que aprovechar mientas estamos en la playa.

No olvides tampoco de disfrutar de un buen gazpacho o ensalada, que además de calmar tu apetito y nutrirte te hidratará.

 

5. Muévete

No todo va a ser descansar. Hay que aprovechar para leer, jugar a las tres-en-raya en la arena y contar sombrillas, ¡claro! Pero también muévete, que si no las 2 semanas que te pasas de vacaciones van a acabar con todo el buen trabajo que has hecho con tantos días de entrenamiento este curso.

 

6. Deja todo como si nunca hubieras estado

Si todos los puntos anteriores son importantes, éste es aún más importante. Es importante que cuides de tu salud, pero más es que cuidemos entre todos de la salud de nuestro planeta y que sigamos disfrutándolo por mucho tiempo. Procura que no se note que has estado allí, y si se nota que sea porque lo has dejado mejor que estaba y has recogido algo que alguien había dejado por allí por error :-(.

Llévate todos los desperdicios que generes y utiliza las papeleras que seguramente encontrarás cerca de donde estés. Por si no hay, siempre puedes llevarte una bolsa de casa para echarlo todo y depositarlo junto con la basura de casa al volver.

 

 

¿Necesitas ideas?

Venga, de acuerdo, te damos alguna idea de lo que nosotros pondríamos en nuestra nevera…

ENSALADA: que contenga una fuente de hidratos de carbono (patata, pasta, cuscús…), una grasa saludable (aguacate, aceite de oliva virgen extra, frutos secos…) y una ración de proteínas (huevo, atún, legumbres…). Ejemplo: ensalada de tomates cherry, zanahoria rallada, pepino, maíz y huevo duro; o  ensalada de cuscús con pimiento, cebolla, hierbabuena, lima y garbanzos.

BOCADILLO DE PAN INTEGRAL: añádele una grasa saludable (como el aceite de oliva virgen extra, aguacate, o crema de frutos secos), una ración de proteína animal (pollo, pavo, huevo en forma de tortilla o cocido, atún, …) o proteína vegetal (tofu, tempeh, seitán, hummus…) y una ración de vegetales frescos (lechuga, tomate, pepino, espinaca fresca, zanahoria, …). Ejemplo: bocadillo integral con láminas de pollo fina, queso mozzarella, tomate y rodajas finas de pepino y un chorrito de aceite de oliva.

SOPAS FRIAS: es una opción ideal si tienes nevera de playa, ya que es muy refrescante, y saludable. Ejemplo: gazpacho, salmorejo, sopa de calabacín y manzana…

Y si quieres ideas, aquí te damos unas cuantas más.

 

Y un par de trucos…

Para conservar bien tu tupper preparados, y que la comida llegue en perfecto estado:

  1. Coloca los ingredientes de más húmedo a más seco desde la base. Así mantendrás la textura crujiente de aquellos ingredientes más secos.
  2. Llévate el aliño en un bote aparte  y añádelo a la hora de comer, esto ayudará a mantener la consistencia .

Disfruta de tu día de playa y etiquétanos desde tu sombrilla ;-).

 

La Habitación Saludable www.lahabitacionsaludable.com / Síguenos en Facebook: https://www.facebook.com/LaHabitacionSaludable

 

¡Comparte esta entrada!

Deja un comentario